Patrimonio

Casa Palaciega de Tueros 

Situada en el barrio de Cueto, en un extremo del conjunto de edificios que conforman el barrio, ocupando un lugar prominente sobre una loma que domina el valle.

Se trata de una vivienda palaciega de no muy grandes pretensiones, pero que cumple muchas características de los palacios aglomerados de la cornisa cantábrica. Le faltan algunos detalles cultos, materiales más nobles como la sillería en la delantera, una planta más, molduras en todas las impostas.

Aun así es un buen ejemplo de casa señorial que tiene en común con el resto de los palacios de Trucíos la tendencia a la planta rectangular profunda. Los barrotes de las ventanas de la planta baja y la moldura que enmarca el acceso sí son elementos que permiten una datación que nos remiten a la segunda mitad del siglo XVII. En cambio el balcón volado sobre mensulón y el escudo recercado por moldura de bocel son elementos ornamentales del primer tercio del siglo XVIII. Correspondiendo con la vida de D.Felipe de los Tueros y Huerta, que reharía el palacio dotándole del aspecto culto que hoy presenta.